Durante todo el fin de Semana, Chillón se ha vuelto por un momento Medieval, donde sus gentes tan acogedoras como siempre se han caracterizado para la ocasión y engalanado las calles, donde el buen yantar y el buen beber nos han vuelto a recordar como siempre que Chillón no defrauda. Como siempre agradezco a el Excmo. Ayuntamiento de Chillón y a el pueblo en general que me siento como siempre agradecido, no puede asistir a los demás actos pero no he podido faltar.